Sin valoraciones aún.
Por favor espere…

Película Kingsman: El círculo dorado

“Kingsman: El círculo dorado entretiene pero falla al otorgar algo realmente original”

5

Sinopsis

Ante la amenaza del grupo terrorista El círculo dorado liderado por Poppy Adams (Julianne Moore), el agente secreto Eggsy (Taron Egerton) de los Kingsman tendrá que aliarse con un grupo hermano ubicado en los Estados Unidos para detener sus planes.

Crítica

critica kingsman el circulo dorado

Fotograma de Taron Egerton como Eggsy

Quitando el aspecto financiero, no hay un propósito claro a la hora de desarrollar secuelas de películas exitosas. Hay algunas que se rigen por el concepto de dar lo mismo, pero todo más grande y espectacular, como podría ser el caso de segundas partes de películas de Michael Bay, o en el otro lado del ecuador, “Aliens: El regreso” (James Cameron, 1986). Otras, se mueven bajo una mirada más personal, véase el caso de “El imperio contraataca” (Irvin Kershner, 1980), “El caballero oscuro” (Christopher Nolan, 2008) o “Vengadores: La era de Ultrón” (Joss Whedon, 2015). También hay aquellas que simplemente buscan expandir su propia mitología para hacer algo diferente, fresco, a la vez que mantienen el espíritu de la obra original.

Matthew Vaughn regresa en “Kingsman: El círculo dorado” tanto como director como guionista tras haberse encargado de adaptar el cómic de Mark Millar en “Kingsman: Servicio secreto” (2014), con la clara intención de crear set pieces todavía más disparatadas que las vistas en la primera entrega, mientras aprovecha para expandir el peculiar mundo de los Kingsman con una idea de lo más suculenta: el descubrimiento de que en los Estados Unidos existe un grupo parecido conocido como los Statesman.

Así, Eggsy y Merlín (Mark Strong) descubrirán indicios de su existencia tras la destrucción del cuartel general de los Kingsman y muchos de sus agentes por parte de Poppy Adams, con lo que decidirán aventurarse hacia Kentucky, Estados Unidos, para averiguar la verdad. Una vez allí, conocerán al agente secreto Tequila (Channing Tatum) y empezará la verdadera lucha contra El círculo dorado.

El gran rasgo diferenciador de la franquicia Kingsman con respecto a otras parecidas es probablemente el tono cartoonesco de todo cuanto sucede, muy propicio dados sus orígenes en el comic de carácter pop concebido por Millar, y el sentido del humor tan irreverente de los personajes. Así, lo mejor y peor que se puede decir de “Kingsman: El círculo dorado” es que repite todo lo que se vio en la primera entrega pero peor al haber perdido su punto rompedor y mala baba, con lo que al final termina dejando una sensación agridulce. Y esto se debe en parte a algunas decisiones de guion que terminan dañando una historia que seguramente debería haber apuntado hacia otra dirección.

kingsman 2 la pelicula

Fotograma de Channing Tatum como Tequila

No nos es costumbre describir detalles concretos de las películas dado que siempre es mejor dejar que el espectador las descubra a medida que va pasando el metraje, pero es importante destacar un aspecto que la campaña promocional tampoco se ha esforzado en tapar. Hablamos del supuestamente sorprendente regreso de Colin Firth.

Aunque ya se conocía su talento para la interpretación, no había sido hasta “Kingsman: Servicio secreto” que había podido lucir sus habilidades como estrella de acción, por lo que el giro de la película con su personaje resultó sorprendente. Es por eso que al anunciar esta secuela no se tardó mucho en confirmar su regreso, despertando el misterio sobre cómo se produciría. Obviamente no lo desvelaremos, pero cabe decir que en el mundo del cómic los personajes raramente mueren de verdad, y la excusa para recuperarlo aquí es creíble precisamente por el tono de la producción.

Sin embargo, es precisamente por haber querido mirar hacia atrás en lugar de explorar nuevos caminos que la película termina anclada en la sombra de la original. Está tan entusiasmada con lo bueno de su predecesora que apenas permite dejar volar al personaje de Egerton para seguir desarrollando lo presentado en la primera entrega. Al final, aunque la nueva interacción entre los otrora maestro y aprendiz adquiere una nueva faceta, deja la sensación de que la película se habría beneficiado más si se hubiera dado manga ancha a todo lo nuevo presentado en esta entrega, porque al terminar la cinta hay una sensación de deja vu de haber visto lo mismo, pero en ningún caso mejor. Resulta siendo una pena porque los nuevos personajes introducidos derraman tanto carisma que piden a gritos más minutos en pantalla, y en el caso de algunos personajes resulta especialmente frustrante.

No tenemos que aplaudir únicamente las aproximaciones tan caricaturescas de Tatum o su compañero Whiskey (Pedro Pascal) en sus papeles de cowboys superheróicos, sino también a Jeff Bridges como Champ, el líder de los Statesman; a Egerton, quien aporta inocencia, carisma y chulería a partes cómicamente iguales; y sin olvidarnos de Julianne Moore, encantada de participar en la película gracias a ese villano caricaturesco cuya sonrisa y actitud de gran madre solo esconden una gran sociopatía.

kingsman el circulo dorado reseña

Fotograma de Julianne Moore como Poppy Adams

También cabe destacar la labor de Vaughn detrás de las cámaras. Con una puesta en escena dinámica pero calculada, escenografía unas escenas de acción vertiginosas que se rigen por unas leyes físicas imposibles que potencian la sensación de estar viendo un cómic en movimiento, y ello también se ve acentuado por algunos planos que parecen viñetas sacadas directamente del tebeo. Sin duda, es en esos momentos concretos que el director se muestra especialmente cómodo, porque por lo demás la película se limita a cumplir. Vaughn, junto a la también guionista Jane Goldman, fallan por otra parte a la hora de desarrollar su historia. La película cae demasiado en casualidades y situaciones poco creíbles para hacer avanzar la historia, a lo que se le añade las reiteraciones ya comentadas con respecto a la primera entrega. Lo peor es que estiran la cinta más allá de las dos horas, y en ocasiones el ritmo se resiente.

Con todo, “Kingsman: El círculo dorado” es una producción entretenida, de buena factura y con un buen plantel de personajes, pero carente de elementos que la eleven a una pieza interesante y refrescante como su propia propuesta pide serlo.

Otros datos sobre Kingsman: El círculo dorado

Kingsman: The Golden Circle

Matthew Vaughn

2017

2 h 21 minutos

No recomendada para menores de dieciocho años

Últimas críticas

Tráiler del día

Películas relacionadas

Tráilers relacionados

No hay tráilers relacionados

Leave a Reply